LINGOTES DE QUESO CHEDDAR CON NARANJA CONFITADA Y OREJONES

El queso me pierde, no hago distinción me gustan todos, curados, semicurados, tiernos, cremosos, en aceite con frutas o con frutos secos. Así que no es de extrañar que mire con pasión el stand de los quesos de cualquier supermercado. El otro día Domingo, el dueño de la tiendecita de mi barrio,  me enseñó unos quesos que acababa de recibir, uno de ellos llevaba mango y naranja confitada, el otro arándanos ¡riquísimos!, tengo que volver y traerme más.
 Pero claro, quedé tan prendada del primero de ellos que he intentando reproducirlo en casa y ¡aquí está!, el mango confitado no lo he encontrado pero lo he cambiado por orejones y queda bastante bien. Me parece una opción estupenda como aperitivo para estas fiestas que asoman ya por la puerta. 

Lingote de queso cheddar con naranja confitada y orejones
¡Suena tan bien como sabe!

En casa puede haber ahora mismo unos 4 quesos distintos, entre ellos Cheddar curado con el que he hecho la receta.
Supongo que puedes intentar hacerlo con el queso que más te guste, la receta no puede ser más sencilla, tendrás que adaptar la cantidad de leche evaporada justa para que el queso se derrita y añadirle tus frutas confitadas favoritas, incluso añadirle algún fruto seco, las nueces tienen que quedarle fenomenal, Cuéntame tus opciones, ¿vale?

         He utilizado un molde de silicona con pequeñas cavidades rectangulares, pero puedes sustituirlo por el que tengas a mano, ten en cuenta que en porciones pequeñas queda muy bien.



Lingotes de queso cheddar con naranja confitada y orejones de Cogollos de Agua


Ingredientes:
(9 lingotes de 8x3cm)

300 g de queso cheddar curado
90 g de leche evaporada
50 g de naranja confitada
50 g de orejones

Lingotes de queso cheddar con naranja confitada y orejones de Cogollos de Agua
Elaboración:

1.- Picamos la naranja confitada y los orejones en trozos pequeños.

2.- Rallamos el queso y lo ponemos junto con la leche evaporada en un cazo al baño María. Moveremos continuamente hasta que el queso se derrita junto con la leche.

3.- Añadimos al queso las frutas confitadas picadas. Movemos  para mezclarlo todo bien.

4.- Repartimos la mezcla en un molde de silicona con forma de pequeños rectángulos. Cubrimos con papel albal y guardamos en la nevera mínimo 12 horas.

5.- Sacamos de la nevera y desmoldamos.


6.- Dejamos a temperatura ambiente al menos unos 30 minutos antes de servir.

7.- Acompañamos con pan tostado




Lingotes de queso cheddar con naranja confitada y orejones de Cogollos de Agua

CONVERSATION

4 comentarios:

  1. ¡Impresionante Chelo! Me has dejado con la boca abierta. ¡Me encanta!. ¡Felices Fiestas guapa!😘😘😘

    ResponderEliminar
  2. Una idea fantástica para Navidad!!!!
    Besoos

    ResponderEliminar
  3. Se ven buenísimos, muy original. Una gran idea.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. ¡Chelo!
    No veas lo que me gusta este post. Yo también probé hace tiempo el queso con arándonos, o con melocotón, y me encantaron. Y esta versión tuya parece riquísima, y justo cuando acabo de hacer naranja confitada. Por cierto, en Mercadona venden mango desecado que suele ser muy blandito y lo mismo queda bien para esta receta.
    ¿Crees que se podrá congelar? Yo diría que sí....
    ¡Feliz Navidad!

    ResponderEliminar

Back
to top