BIZCOCHO DE LIMÓN { Lemon Drizzle Cake}

Un bizcocho ligero en textura y con un aroma y sabor intenso a limón. 
Está haciendo mucho calor pero no pude resistirme a comer un buen bizcocho en el desayuno, total  ya se que lo mio con los bizcochos ha pasado a ser dependencia pura y dura,  no me resisto y horneo aunque haga calor, es el precio de comer bizcocho casero cuando en la calle rondan los 30 graditos. Eso sí, luego lo comes con una bola de helado de nata encima y….. ¡estás perdida!

El helado de nata a este bizcocho le va de cine,  neutraliza la acidez que le aporta el sirope.  Pruébalo de este modo y piérdete conmigo ;)



Ingredientes para el bizcocho:Molde de plum cake de 24 cm
·        175 g de mantequilla a temperatura ambiente. Mas un poquito más para engrasar el molde.
·        175 g de azúcar
·        3 huevos XL
·        175 g de harina con levadura (Bizcochona)
·        la piel rallada fina de 2 limones
·        el zumo de ½ limón
Ingredientes para el sirope
·        100 g de azúcar
·        el zumo de 2 limones


Elaboración:

Precalentamos el horno a 180ºC

En un bol ponemos la mantequilla a temperatura ambiente y el azúcar. Con una cuchara de madera o las varillas de la batidora trabajamos hasta que la mezcla sea pálida y esponjosa.

Añadimos los huevos, de uno en uno batiendo bien cada vez.

Tamizamos la harina y añadimos la ralladura y el zumo del limón. Con una cuchara removemos suavemente hasta incorporar totalmente los ingredientes.
Vertemos la mezcla en el molde y alisamos con el dorso de una cuchara
Cocemos el bizcocho en el horno con calor solo abajo durante unos 25-30 minutos, hasta que suba y tome un bonito color dorado.
Comprobamos el punto de cocción con una brocheta, esta tiene que salir limpia.

Mientras de cuece el bizcocho preparamos el sirope

Mezclamos el azúcar y el zumo de limón en un cacito al fuego, movemos para que el azúcar se disuelva, dejamos cocinar hasta que comience a espesar. Retiramos del fuego y reservamos.

Sacamos el bizcocho del horno. Lo pasamos a una rejilla, dentro del molde y pinchamos con la brocheta 12 o 15 agujeros por todo el bizcocho.

Vertemos el sirope caliente, (si se ha enfriado, lo calentamos) por todo el bizcocho y dejamos que se enfríe totalmente antes de desmoldarlo.




Podemos cambiar

  •  El zumo de los limones y la piel rallada de limón por naranja. Pon tan sólo la piel y el zumo de una naranja
  • Si no quieres o no tienes harina Bizcochona, cámbiala por harina de repostería a la que le incorporas 1 cucharadita de levadura tipo Royal.



Fuente: Pasteles Vintage. Jane Brocket. Ed. Juventud

CONVERSATION

9 comentarios:

  1. Me gustan mucho los bizcochos de limón por su toque ácido ... Y como en París casi nunca rondamos tantos grados pues apetece hornear en cualquier momento :o)
    Besos y feliz semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  2. Si quieres llego con el helado, jeje, que ya quiero perderme con este bizcocho a donde sea.
    Besitos,
    Vero
    La cocina de Vero

    ResponderEliminar
  3. Se ve delicioso, es de mis preferidos, tanto el de limón como el de naranja me chiflan.
    Al mojarlo con el almíbar o el sirope lo hace todavía más delicoso.
    Un besito y feliz semana.

    ResponderEliminar
  4. Estoy deseando hacerlo en casa. De esta tarde no pasa. Me parece sencillísimo y muy apetecible. Estas recetas me encantan!!!!

    ResponderEliminar
  5. Pues si mi querida amiga, el resultado de pasar un poco de calor bien merece la pena , te ha quedado un bizcocho divino y con una pinta de estar delicioso

    ResponderEliminar
  6. Se me hace la boca agua pensando en un trocito de ese bizcocho tan refrecante y con una bolita de helado ya será lo más.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Que buena pinta tiene ese corte, deliciosoooo, bsss

    ResponderEliminar
  8. A mi no me importa hornear aunque haga calor,y mas para comer cosas tan ricas como este bizcocho

    ResponderEliminar
  9. Maravillosa receta, fabuloso bizcocho!!! bellísimo!!!

    ResponderEliminar

Back
to top