TIMBAL DE JUDÍAS VERDES CON CREMOSO DE PATATA Y AJO NEGRO




La primera que oí hablar del ajo negro fue en un concurso de cocineros en TV, y tengo que confesar que me quedé muy intrigada por cual sería su textura, su sabor, olor…, tanto es así que lo busqué por los comercios de mi entorno pero no hubo suerte, no lo encontré. Después he seguido viendo como se ha convertido en uno de los ingredientes favoritos de los grandes Chef,  cosa que hacía que mi curiosidad aumentase. Pero pasaba el tiempo y yo seguía sin encontrarlo, y que gracia tiene que lo tenía delante de mis narices y ni lo sabía. Ha sido gracias a Ana Mª y su receta de risotto con ajo negro publicado en DegustaJaén que supe que  uno de los productores de ajo negro mas importantes de España lo tenemos en la provincia de Jaén, y concretamente en Jamilena.

            Se trata de la empresa Ajos Gallardo, nació hace 20 años y es responsable de exportar a Europa del este, Francia y Norte de África alrededor de dos millones de kilos de ajos. Además de la exportación de sus dos marcas, Ajos Gallardo y Ajos María, cuenta también con Bio María, su marca de ajos ecológicos, y que son los que utilizamos en casa desde hace tiempo. Bueno, pues Ajos Gallardo, también tiene ajo negro.


            El ajo negro es un alimento que se obtiene a partir de la fermentación  controlada de ajos blancos de gran calidad. El ajo contiene azúcares y aminoácidos que cuando se somete a fermentación producen melanoidinas, una sustancia de color oscuro que es el responsable del color del ajo  negro.

 Tradicionalmente se ha asociado a la cocina oriental (Corea y Thailanda) pero ya podemos encontrar innumerables recetas tradicionales de nuestra gastronomía que lo han incorporado, dándole un toque distinto e interesante, gracias a su sabor dulce de fondo balsámico, con toques de regaliz.
              Se puede consumir crudo o cocinado, incorporado a purés, sofritos, asados, etc.



Además se le atribuyen numerosos beneficios para la salud como por ejemplo:
Alta concentración de aminoácidos
Alta presencia de cisteína, que refuerza su carácter anticancerígeno
Ayuda a reducir los niveles de colesterol
Mejora la circulación sanguínea y reduce la presión arterial
Ayuda a combatir los estados de fatiga
Ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre
Refuerza el sistema inmunológico
Ayuda a combatir el insomnio



               He tenido la suerte de conocer a algunos de los integrantes de la empresa Ajos Gallardo en el I Congreso de Gastronomía y cultura digital Degusta Jaén que se ha realizado durante este fin de semana en Jaén, y donde he podido ver en vivo y en directo a bloguer@s de la relevancia de Mikel López Iturriaga (El Comidista), a Paco Becerro (Futuro Bloguero), a Su de Webos fritos, entre otr@s.

Degusta Jaén es el proyecto de la Diputación de Jaén cuyo objetivo principal es dar a conocer los productos de esta tierra, porque en Jaén hay muchos más cosas que olivos y excelentes AOVES (Varias denominaciones de origen, como DO Sierra Mágina y DO sierra de Cazorla. DO Sierra de Segura) lo demuestran. Podéis encontrar y sorprenderos con lo que en esta tierra se cultiva y se elabora en la  página de Degusta Jaén y recetas hechas con ellos de la mano de Ana Mª (Cocinando entre Olivos), en el blog de cocina de Degusta Jaén.

Los Ajos Negros que ves en este post, me los regalaron en stand del congreso,(debieron de ver que se me saltaban las hieles cuando me los dieron a probar), son realmente exquisitos en crudo, ahora empiezo a cocinar con ellos, ya te contaré. La primera receta que traigo es un timbal de judías verdes coronado con un cremoso de patata y ajo negro.

He sido bastante prudente a la hora de añadirlo y te sugiero que tu hagas lo mismo, ves añadiendo y probando hasta que le encuentres el punto idóneo, a tu gusto.



Ingredientes:

Para unas 3 raciones

·        500 grs. de judías verdes
·        160 grs. de cebolla
·        4 cucharadas soperas de AOVE
·        1 cucharadita de sal
·        agua

Para el cremoso de patata (sobrará bastante que puedes utilizar para acompañar una carne o pescado a la brasa. También puedes reducir la cantidad de ingredientes a la mitad)

·        600 grs. de patatas
·        agua para cocer las patatas
·        50 ml. de nata
·        2 dientes de ajo negro
·        sal
·        Queso de cabra Sierra de Segura



Elaboración:

            Limpiamos las judías verdes eliminando las hebras laterales y las puntas y las partimos en trozos de unos 3cm.. Las ponemos a cocer cubiertas de agua y una cucharadita de sal hasta que estén tiernas (podemos cocerlas en una olla normal o en una olla a presión). Una vez tiernas las escurrimos y reservamos.

            Limpiamos la cebolla y la partimos en pluma.
En una sartén calentamos el AOVE y doramos la cebolla, añadimos las judías verdes cocidas y las rehogamos durante unos 5 minutos.

Para hacer el cremoso de patata:

Pelamos y cortamos en trozos las patatas, las cubrimos de agua, les añadimos una cucharadita de sal y las ponemos a cocer hasta que estén tiernas.
Una vez cocidas las patatas las ponemos en el vaso de la batidora, añadimos la nata y el ajo negro y batimos hasta obtener una crema fina y sedosa. Rectificamos de sal y de ajo según nuestro gusto y reservamos. (cuanto más ajo añadas más oscura quedará la crema)

Para montar el plato, colocamos un aro, llenamos con las judías verdes y cubrimos con una capa generosa de cremoso de patata y ajo negro.

Rallamos unos taquitos de queso de cabra Sierra de Segura y cubrimos el cremoso con él. Ahora con un soplete tostamos el queso. Retiramos el aro y servimos inmediatamente.


(Fuente: Propiedades del ajo negro  Cocina.es, Blackgarlic , Wikipedia)

  

CONVERSATION

10 comentarios:

  1. Yo todavía no he conseguido ajo negro. No me compensa pedirlo, porque son más los gastos que el ajo y aún no he localizado un comercio que lo tenga... pero sigo en ello, que con eso, en mi casa se comen las judías sin protestar y créeme, eso no es nada fácil

    ResponderEliminar
  2. Mira, ya estaba intrigada con estos ajos y me has terminado de intrigar, a ver si puedo hacerme con algunos que estoy deseando probarlos. El plato se ve fantástico y me pregunto qué toques especiales de sabor tendrá gracias a los ajos negros. Ais, ais, ais... ;-)
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Qué plato más rico y que fotos tan bonitas. Un abrazo y feliz semana, Clara.

    ResponderEliminar
  4. Una manera de comer judias verdes muy "gourmet"
    Es una combinación deliciosa!!

    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Por cá nunca vi alho negro á venda mas tenho visto em blogs.
    Adoro feijão verde e achei esta sugestão uma delicia
    Apresentação já abre o apetite
    Boa semana
    bjs

    ResponderEliminar
  6. el viernes fui a cenar al restaurante de Carme Ruscalleda y uno de los platos tenía ajo negro, me llamó mucho la atención. si quieres ver la foto del plato, he publicado una entrada con las exquisiteces que comimos.

    un beso

    ResponderEliminar
  7. el plato es una pasada y las fotos mas, me pongo ya a buscar el ajo negro, bsss

    ResponderEliminar
  8. Delicioso, simplemente y este ajo negro me encanta
    Bss

    ResponderEliminar
  9. Es la primera vez que oigo lo del ajo negro! me ha encantado este post!! cada día se aprende algo nuevo... ^_^ Te ha quedado de lujo la receta!!!

    ResponderEliminar
  10. Es increíble como unas sencillas judías verdes las conviertes en un plato de lo mas gourmet!!
    Deliciosas y el ajo negro es una maravilla!!

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Back
to top