HELADO DE NECTARINAS {Con leche y yogurt de soja}

         Pues sí, vengo con otro helado, y es que este año se han convertido en mi tentempié de media tarde favorito. Además son elaboraciones fáciles, que nos ocupan relativamente poco tiempo en la cocina y el resultado es estupendo.

        Si no tenéis máquina para hacerlos no tenéis porque renunciar a ellos, tan sólo nos va a ocupar un poquito más de atención, tendremos que sacarlo del congelador cada 40 minutos aproximadamente y moverlo para que no cristalice, es recomendable realizar esta operación unas 3 o 4 veces para conseguir un helado cremoso.

        El helado de hoy no lleva huevos y está elaborado con leche y yogurt vegetales, si es más de vuestro agrado podéis sustituir la leche y yogurt por preparados de avena, o por leche de vaca o cabra, las posibilidades son muchas y las dejo a vuestra elección.

        Os deseo un buen fin de semana.



Ingredientes:

  • 6 nectarinas
  • 150 ml. de agua
  • 3 cucharadas soperas de azúcar
  • 1 sobre de azúcar de vainilla
  • 250 ml. de leche de soja
  • 125 grs. de yogurt de soja
  • 14 grs. de maicena
 

Elaboración:

        Pelamos y picamos en trocitos las nectarinas, las ponemos con el agua, el azúcar blanco y el sobrecito de azúcar de vainilla al fuego y la dejamos cocer, moviendo con cuidado para que la fruta no se desmenuce demasiado, hasta que esté tierna. Sin retirar del fuego añadimos la mitad de la leche de soja y dejamos templar, disolvemos la maicena en el resto de la leche y la añadimos a la fruta. A fuego mínimo la dejaremos moviendo con mucho cuidado hasta que espese  (a mi me gusta encontrarme los trocitos de fruta, con lo cual hay que mover despacito para que la fruta no se haga puré, si vosotros preferís un helado con sabor a fruta y sin trocitos de esta podéis moverlo con las varillas o al finalizar pasarlo por la turmix)Una nota a tener en cuenta: el azúcar que indico está adaptada a mis gustos, no me agradan los helados demasiado dulces, además va a depender del dulzor de la fruta, por lo que os aconsejo que en este paso ajustéis el azúcar como más os agrade.

        Dejamos la crema enfriar totalmente y agregamos el yogurt , lo movemos y dejamos en el congelador 30 minutos antes de pasarlo a la heladera, para que esté bien frio. Ahora lo mantendremos  hasta que adquiera la consistencia que más nos agrade.
        Si optamos por hacerlo manual, lo meteremos en el congelador y cada 30 o 40 minutos, más o menos, lo sacamos y movemos con unas varillas o tenedor, esta operación la repetiremos 3 o 4 veces.

CONVERSATION

25 comentarios:

  1. Dan ganas de meter la cuchara en el cuenco y probar, claro que seguramente acabaría con el.
    Muy buena idea hacerlo con la soja para los intolerantes a la leche de vaca y como tampoco lleva huevo es apto para casi todo el mundo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Qué fabulosa receta Chelo. Me encantan las nectarinas y me encantará probar tu precioso helado de fruta. Qué suave color, enamora...

    ResponderEliminar
  3. Qué rico Chelo!
    Tiene un color precioso y una textura ideal!

    Besos!

    ResponderEliminar
  4. ommm que rico! y con melocotones, se podría!? besos

    ResponderEliminar
  5. Yo soy mas de sorbetes, es que los helados me dan mucha sed y los encuentro muy pesaos pero este tuyo de nectarinas parece tan ligerito... me encanta que no le hayas puesto huevo... y el puntillo ácido de la fruta ya me lo estoy imaginando, mmm.. lo probaré prontito :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Me encantan las neftarinas y nunca las he probado en helado, tu idea me encanta.

    ResponderEliminar
  7. que ligerito! yo pongo leche en polvo en vez de maicena, pero me gusta!!

    ResponderEliminar
  8. Qué cosas: las nectarinas son mi fruta favorita del verano (sin perder de vista las cerezas, que son las reinas..).
    Así que este helado tiene que estar divino.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Chelo, que ricas son las nectarinas y así en helado tiene que estar sabrosísimo!
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Tiene que estar muy rico, de los de entrar de cine, con este bochorno que tenemos hoy, triunfaría.
    Besos.

    ResponderEliminar
  11. ¡Dí que sí! Otro helado más para la saca, que luego llega el frío y no son nada apetecibles, o al menos para mi, y más con lo friolera que yo soy. En otros países, sin embargo, lo comen en cualquier época del año. No me entran escalofríos con pensarlo porque hace tanto calor que me entran más calores con solo pensar en el esfuerzo que tengo que hacer en bajar grados, ja ja ja.

    Lo de utilizar maizena es algo nuevo para mi. ¿Sabes si tiene la misma función que la leche en polvo? Porque este tipo de leche se emplea para absorber humedad en los helados y evitar que cristalicen.

    Feliz finde para ti también. Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yolanda,no me apetecía espesar la crema con huevo y ha sido por eso por lo que he puesto la maicena, hace de aglutinante, suaviza la preparación y yo creo que impide que cristalice. El resultado ha sido al menos el esperado, ya ves que tiene una textura cremosa, no aparecen cristales y además no aporta sabor con lo cual respeta la esencia de la fruta. A mi me ha encantado (claro por eso lo publico) ;), prueba y me comentas, vale?
      Un besazo

      Eliminar
  12. Qué helado tan delicioso, si es que hay tantas formas de hacerlo que es para volverse loco probando. Besos

    ResponderEliminar
  13. Qué rico y ademas tiene un color precioso y una textura sublime¡¡
    Buen verano Chelo,nos vemos en septiembre
    Bss

    ResponderEliminar
  14. Tiene que estar buenísimo, no hay más que verlo para que apetezca comerse ese cuenco que has preparado. Tomo nota ;)

    Buen finde

    ResponderEliminar
  15. Lo de poner maicena a los helados es un acierto, te ahorras un montón de grasa y quedan cremosísimos, es un truco que usé hace un tiempo y que pienso retomar porque el resultado es espectacular, como tu heladito, del cual ahora mismo me tomaría un buen bol!
    Feliz fin de semana, guapa!

    ResponderEliminar
  16. Me encanta como se ve.

    Saludos

    ResponderEliminar
  17. Hola, Chelo !
    No sabía que a esta variedad de duraznos -melocotones si no me equivoco en España- se los llama "nectarinas". Aquí se conocen como durazno pelón porque en general son los que se prefieren para desecar. Luego, están amarillos como estos de tu magnífica receta y blancos, que decididamente son mis favoritos. A decir verdad, los duraznos blancos son por lejos mi fruta preferida del verano. Antes esan las peras, pero desde que tenemos pera en invierno las del verano ya no tienen nada que ver con lo que eran ... ja-ja!!
    Esta receta me ha hecho añorar le verano ahora que estamos sumidos en el frío de una ola polar y encima me he delatado como una vieja mañosa añorando la fruta que ya no es .. ja-ja !! Me río de mí misma.
    Me apunto la receta. NO me ha ido muy bien hasta ahora con mis esporádicos intentos de hacer helado, pero quien dice que esta no es LA receta que necesito. Mi cariño. Buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  18. Pues mira, recientemente he sabido que en mi casa hay un melocotonero y quería yo hacer un helado de melocotones. No anda descaminado de lo que yo quería hacer, así que ya tardo... Un besote.

    ResponderEliminar
  19. Con la fruta riquísimo y el punto de la maizena sorprendente.
    Guardadito queda.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  20. Chelo que helado mas bueno, cuanto apetece con el calor que hace. Besos

    ResponderEliminar
  21. yo he tenido que parar un poco con los helados caseros porque si no.....

    ResponderEliminar
  22. Qué bueno y con soja, me gusta mucho la idea y lo veo más ligerito.

    besos

    ResponderEliminar
  23. Una delicia mas para la coleccion!!
    Tan rica como todas tus creaciones.
    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
  24. Un lujo poder tomar heladitos asi de sanos, apuntado queda para la lista de atrasos que tengo.

    nos vemos

    bye

    ResponderEliminar

Back
to top