MELVA CON COSTRA DE SALVIA Y LIMON

             Fresca por el limón y la salvia y con un toque crujiente por la cebolleta y el pan rallado, así es como queda la melva cocinada de esta forma.

            Levaba tiempo pensando en algún pescado cocinado con salvia y limón, debe ser porque mis macetas de salvia están esplendorosas y piden a gritos que cocine algo con ellas. La mezcla ha sido un acierto y le ha dado a la melva un punto que nos ha encantado

            Cuando compré la melva pensé hacerla en escabeche y por eso pedí al pescadero que la partiera en rodajas gruesas, tal vez hubiese sido mejor que hubiese sacado los filetes para ser cocinada así, De todos modos ha quedado muy jugosa.

             


Ingredientes:

·        1 melva de 1 kgrs.
·        1 limón piel rallada y zumo
·        10 hojas de salvia
·        4 cebolletas
·        2 cucharadas soperas de pan rallado
·        4 c/s de aceite de oliva virgen extra
·        sal
·        pimienta

Elaboración:

            Salpimentamos los filetes o rodajas de melva.

            En una sartén antiadherente pintada de aceite de oliva sellamos los filetes y los colocamos en una fuente que pueda ir al horno.

            En un cuenco mezclamos la cebolleta finamente picada, el zumo y la piel rallada del limón, el pan rallado y las hojas de salvia bien picaditas y el aceite de oliva.

            Repartimos el picadillo por encima de los filetes, y gratinamos durante 5 minutos.

            Servimos inmediatamente.

CONVERSATION

29 comentarios:

  1. Deliciosa!! No suelo utilizar mucho la salvia, pero precisamente este jueves tengo pensado ir al vivero en busca de hierbas aromáticas y la salvia estaba en la lista. Te haré caso y la probaré, porque se ve sencilla pero muy rica. Un beso y gracias por esta receta.

    ResponderEliminar
  2. Con lo que nos gusta este pescado, fresco es delicioso. En casa solemos añadir a las ensaladas melva en lata, pero claro, no hay nada como el pescado fresco.
    La salvia tiene que darle un punto muy interesante.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Que pinta tan exquisita tiene.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Sencillo y muy muy rico.

    Y además con salvia, que es una hierba poco conocida y realmente rica.

    ResponderEliminar
  5. Chelo, me ha gustado un montón tu propuesta. Yo tambien tengo salvia en el jardín y como bien dices está esplendorosa, ahora le empezarán a salir esas flores tan vistosas que tanto me gustan, pero entre tanto a disfrutar con ella. Yo el otro día preparé tambien unas empanadillas al horno con salvia, muy muy ricas. Por si te apetecen mas platos con salvia. Bss y buena semana.

    Virginia "sweet and sour"

    ResponderEliminar
  6. Tiene que estar bien rica, aromática y fresca. Además queda una presentación muy bonita, que es algo que personalmente yo con el pescado no logro muy a menudo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Un plato muy rico con ese punto crujiente y el especial y refrescante sabor de la salvia, creo que me encantaría, quiero hacerme con una planta, tuve una y se me murio, lo tengo pendiente!! Besitos!!

    ResponderEliminar
  8. Una manera deliciosa de variar los platos de pescado, y además tan sencilla...me falta la maceta de salvia!
    La foto es preciosa!
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  9. el pescado cocinado al horno con ese punto crujiente siempre me gusta, yo suelo ir cambiando los crujientes, pero el tuyo con salvia y limón no lo he probado nunca, le tiene que aportar como dices un toque de frescor que le va estupendamente.

    Mil besos y feliz semana guapa.

    ResponderEliminar
  10. En el horno es una pasada el pescado, la melva en casa le gustan si queda jugosa. Y si dices que quedó así, pues la probaremos que en casa se come muchoooo pescado.

    ResponderEliminar
  11. Que rica y cuanto tiempo hace que no la tomo,así en el horno se ve deliciosa!

    ResponderEliminar
  12. tenemos telepatía!!! ja ja. No suelo comprar melva, la he comprado expresamente para hacer conservas, está muy rica también, pero al ver tu receta con esta crosta como que me va a gustar mucho!!! besotes guapa!

    ResponderEliminar
  13. yo sólo tengo salvia seca, pero supongo que podré hacer un apaño verdad? Besitos guapa

    ResponderEliminar
  14. Qué bien otra receta para utilizar la salvia, tengo un par de plantas repletas de hojas para cocinar. Besos

    ResponderEliminar
  15. alfhuevo.commayo 13, 2013

    No he probado la salvia..seguro que estaba buenísimo!!! Que sencillo y que rico. Besiños

    ResponderEliminar
  16. Chelo que estupenda receta para acompañar la deliciosa melva. El toque de limón y salvia me ha parecido estupendo. También tengo mi maceta de salvia preciosa, así que probaré esta rica receta.

    Un beso,

    ResponderEliminar
  17. La salvia no es una planta aromática nada fácil de conseguir en los hipers; poquísimas veces la he visto y te tengo que confesar que cuando así ha sido, me he agenciado un blister por si se diera el caso de poder utilizarlo. Me gusta el sabor un tanto cítrico que tiene y el olor es riquísimo. Así que estoy por apostar a que a este pescado azul le ha de venir muy bien. Ese toque crujiente nos hace salirnos un poco de la rutina de cocinar el pescado siempre igual, ¿verdad?

    Besos y feliz semana.

    ResponderEliminar
  18. Ooooh, justo tenía en el frigo y para que no se pusiera fea la usé en pesto...
    No pasa nada, para la próxima! ;-)
    Una receta deliciosa!
    Besos,
    Aurélie

    ResponderEliminar
  19. ideal para el tuper de mañana!!!! ;) besitos guapa

    ResponderEliminar
  20. Rica receta de pescado Chelo, me paraece muy rica con el aroma de la salvia. Solo he probado ese sabor en restaurantes porque nunca ha caido en mis manos pero si cae, vendre fijo a por tu receta

    Besos

    ResponderEliminar
  21. Hmmm, puedes creer que no he comido melva nunca, es mas, aquí no la veo nunca en las pescaderías....tendré que investigar.
    No obstante me ha gustado mucho la receta.
    Un besazo Marialuisa

    ResponderEliminar
  22. Hola, Chelo.
    Estoy comenzado a incorporar pescado a nuestra dieta semanal. No es muy fácil hacerlo porque realmente no estamos acostumbrados al pescado ni es sencillo conseguir algo más que merluza (argentina) o lomito de aún. Aun así me apunto tu receta cuanto más la salvia es una de mis hierbas favoritas. Suelo combinarla en un salteado de pechuga de pollo y zanahorias en julianas y es siempre un acierto. ¡Cariños!

    ResponderEliminar
  23. No se te resiste ningún pescado, simplememte, excelente. Un beso!

    ResponderEliminar
  24. Chelo, una delicia...y que suerte contar con esas macetas de salvia, a mí se me estropean todas :(. Bss

    ResponderEliminar
  25. No suelo comprar melva pero me has dado un empujoncito la salvia ya la tengo.
    Besos

    ResponderEliminar
  26. No sé si me da más envidia la melva o tus macetas de salvia :P Me parece a mí que con salmón y salvia del super no va a estar el invento igual de bueno... como me gustaría meter ahí el tenedor!

    Un besote.

    ResponderEliminar
  27. Me encanta la melva y así tiene que ser una pasada de rica, me ha gustado y mucho.

    besos

    ResponderEliminar

Back
to top